NYC toma medidas enérgicas contra “okupas” para proteger a propietarios de viviendas

Compraron una casa en Queens con el dinero que habían ahorrado y planeaban renovarla. Pero la doctora Young Seh Bae dice que ella y su esposo se sintieron robados.

“Es realmente frustrante. Aturdido. Es una experiencia realmente traumática”, dijo Bae a la cadena NBC New York.

Esto se debe a que mientras esperaban los permisos de renovación, alguien irrumpió en su casa en Francis Lewis Boulevard en Flushing y luego se quedó allí. Las fotos mostraban bolsas apiladas con pertenencias que los ocupantes ilegales llevaban consigo, e incluso cultivaban plantas de marihuana.

¿Pero cuándo Bae llamó a la policía? Los okupas dijeron que ellos eran los que vivían allí.

“Ser propietario de una casa es el sueño americano. Pero algunas personas lo han convertido en la pesadilla estadounidense”, dijo el senador del estado de Nueva York, John Liu.

Es por eso que Liu patrocina un nuevo proyecto de ley que aclarará «aquel que ingresa a una propiedad o edificio sin título, derecho o permiso y, por lo tanto, no está sujeto a los mismos derechos y protecciones de los inquilinos legales».

Hay otro cambio propuesto que ha surgido en el Concejo Municipal de Nueva York. El proyecto de ley cambiaría las protecciones para inquilinos de 30 días, como está actualmente, a 180 días.

El alcalde de la Ciudad de Nueva York, Eric Adams, dijo que las protecciones estaban diseñadas para evitar desalojos injustos. Pero ahora quienes buscan aprovecharse de esas protecciones están abusando de ellas.

«Hay una razón por la que existen leyes contra los ocupantes ilegales», dijo Adams. «Algunas personas están empezando a explotar cuáles son esas razones».

Si bien no está claro qué tan extendido es realmente el problema, los legisladores y la policía han dicho que los informes sobre okupaciones están aumentando.

“Depende de nosotros revisemos periódicamente las leyes, encontrar las lagunas y cerrarlas”, dijo la senadora estatal Toby Ann Stavisky, de Queens.

Para la Dra. Bae, conseguir una orden judicial para desalojar a los ocupantes ilegales le llevó siete meses. Todo porque los ocupantes ilegales tenían identificaciones falsas que indicaban la dirección de Bae como propia.

“Dijeron que estaban allí desde octubre. Realmente no podíamos echarlos”, dijo Bae.

Ahora que finalmente se realizó el desalojo, los propietarios esperan terminar la construcción y mudarse cuando llegue el otoño. Fuente: Telemundo.

Deja una respuesta

Your email address will not be published.