/

Hombre se declara culpable de malversar millones destinados a financiar proyectos forestales en Guatemala

Un hombre que administró dos proyectos forestales en Guatemala para una compañía de inversión con sede en New Hampshire se declaró culpable ante un tribunal federal de robar $10 millones del negocio.

Roberto Montano, de Guatemala, se declaró culpable  en Concord, de fraude electrónico en virtud de un acuerdo con los fiscales que exige una sentencia de cinco años de prisión y restitución.

Montano, de 58 años, administró los proyectos forestales de teca para la empresa desde 2007 hasta 2014. Los fiscales dicen que comenzó a malversar dinero del proyecto en 2009 y que ocultó sus delitos alterando estados financieros y moviendo fondos entre cuentas.

La teca es una de las maderas tropicales conocidas en el mercado que la usan para la construcción naval y el mobiliario de exterior y de lujo. La idea era producirla en el país. 

La oficina del fiscal federal dijo que Montano proporcionó a la compañía un extracto bancario falso que informaba que una de las cuentas bancarias tenía un saldo de efectivo de más de 1,1 millones de dólares, cuando en realidad estaba vacía.

Montano se enteró de la investigación en 2014 y abandonó Estados Unidos para regresar a Guatemala y luego a Nicaragua, dijeron los fiscales. Vivía bajo un alias y recientemente trabajaba como entrenador de vida e instructor de yoga.

Fue arrestado en noviembre en el Aeropuerto Internacional de Miami.

Está previsto que Montano sea sentenciado el 30 de mayo.

El martes se dejó un mensaje a su abogado, Behzad Mirhashem, en busca de comentarios.

ANTECENDENTES

A finales de 2009, la empresa administradora de Montano, Green Millennium, malversó, según las autoridades, los fondos de los proyectos al desviar efectivo y ocultar los desvíos con estados bancarios y financieros alterados.

Además, hipotecar las propiedades de los proyectos sin autorización e invertir las ganancias en proyectos comerciales; y robar los subsidios forestales de teca pagados por el gobierno guatemalteco.

Según la acusación causó pérdidas totales de más de US$11 millones. La denuncia penal la presentaron el 29 de diciembre de 2014 en el Tribunal de Distrito de los Estados Unidos, Distrito de New Hampshire, Concord, New Hampshire.

Pellegrini fue acusado de fraude electrónico. Posteriormente, un gran jurado federal en el Tribunal de Distrito de los Estados Unidos en Concord, New Hampshire, el 3 de mayo de 2021, lo acusó formalmente de tres cargos de fraude electrónico.

Desde entonces estaba prófugo y tenía un alerta roja de captura internacional. De acuerdo con las pesquisas Montano fue alertado sobre la investigación del fraude en el 2014 y por eso huyó de Guatemala hacia los Estados Unidos.

Nicaragua, según las investigaciones, fue su último lugar de residencia y donde se desenvolvía con uno de sus alias. A Montano también lo buscan las autoridades guatemaltecas por un presunto plan de malversación de fondos públicos.

En el 2016, Montano Pellegrini y su entonces esposa fueron señalados por el Ministerio Público (MP) de estafas millonarias en Guatemala y Estados Unidos, cuando la Fiscalía sospechaba que la pareja utilizó dos empresas forestales para cometer los fraudes.

En septiembre de 2015, la exesposa fue capturada y ligada a proceso y recibió arresto domiciliario durante 65 días.

En diciembre de ese mismo año y luego de una resolución penal, se le revocó la medida y fue enviada a prisión preventiva al Centro de Detención para Mujeres Santa Teresa, zona 18; sin embargo, por falta de pruebas su caso fue cerrado y quedó libre de cargos. 

¿Quién es Montano?

Montano Pellegrini, es ingeniero y vivió en un sector exclusivo de Cayalá, zona 16 de la Ciudad de Guatemala. El profesional comenzó en el mundo de los negocios con servicios de lavandería a empresas textiles.

La Fiscalía de Lavado de Dinero del MP indica que Montano Pellegrini creó Green Millenium, empresa de plantación de árboles en Petén.

También Forestales Ceibal, Forestal Chaklún, SG Biofuels, en San Diego, California, Estados Unidos; y Grupo Dar, dirigida a América Latina.

Montano Pellegrini buscaba clientes y los convencía en asociarse, y para simular la legalidad les entregaba documentos que estaban alterados.

El dinero entraba principalmente en Forestales Ceibal y en Forestal Chaklún, pero luego era trasladado a Green Millenium.

Las víctimas, al darse cuenta de la estafa, alertaron a las autoridades. En el 2014, una instancia judicial empezó la persecución contra Montano Pelligrini, mientras que el MP lo pretendía capturar.

Montano Pellegrini era señalado de estafa propia en forma continuada, estafa mediante informaciones contables en forma continuada, manipulación de informaciones en forma continuada, falsedad ideológica en forma continuada, asociación ilícita y lavado. Fuente: Fuente: The Boston Global y Prensa Libre.