Arturo Uslar Pietri

ArturoUslar Pietri nació en Caracas el 16 de mayo de 1906 en una casa situada en la Av. Este n.° 2, entre Romualda y Manduca.Fue hijo de Arturo Uslar Santamaría y de Helena Pietri Paúl de Uslar, hija del doctor y general Juan Pietri Pietri. Entre sus antepasados se incluye a Johann von Uslar, un oficial alemán que luchó en la batalla de Waterloo y por la independencia de Venezuela, al general Carlos Soublette y a Juan Pietri Pietri.
Los primeros años de Uslar Pietri transcurrieron en Caracas, donde cursó estudios en una escuela de primeras letras ―la Escuela Unitaria de Alejandro Alvarado―y luego en el colegio de los padres franceses. En agosto de 1916, la familia Uslar Pietri se instala en Cagua por pocos meses, su padre había sido nombrado jefe civil, y luego se trasladan a Maracay, ciudad de residencia del general Juan Vicente Gómez desde 1913, lo cual la hacía centro del poder político-militar de entonces.
En el mes de junio del año 1923, emerge la primera obra narrativa de este autor, un cuento titulado «El silencio del desierto», que encontró su primera luz en las páginas de la revista Billiken.
En 1931 publicó su primera novela, Las lanzas coloradas ―relato histórico situado durante la independencia de Venezuela―. La obra fue muy bien acogida y supuso el comienzo de una fructífera carrera.
Uslar Pietri es considerado por la crítica como uno de los precursores, así como el introductor del término realismo mágico a la literatura.
El término realismo mágico, que fuera usado por un crítico de arte, el alemán Franz Roh, para describir una pintura que demostraba una realidad alterada, y llegó al idioma español con la traducción en 1925 del libro Realismo mágico (Revista de Occidente, 1925), fue introducido a la literatura hispanoamericana por Arturo Uslar Pietri en 1948 en su ensayo Letras y hombres de Venezuela (1948).
Años antes, en 1935, Uslar Pietri publica su cuento La Lluvia, en el que relata de forma realista y misteriosa, la llegada y la desaparición, con la lluvia, de un extraño visitante. Este cuento es considerado como el primer ejemplo de realismo mágico antes de que se acuñara el término.
En 1947, Arturo Uslar Pietri introduce el término «realismo mágico» para referirse a la cuentística venezolana; en 1949 Alejo Carpentier habla de «lo real maravilloso» para introducir la novela El reino de este mundo, y algunos la consideran que es la novela iniciadora de esta corriente literaria.
A juicio de Jorge Luis Borges, Uslar Pietri «puede decir como Walt Whitman: soy amplio y contengo muchedumbres». Gustavo Guerrero coincide, al calificarlo de «el último de los grandes intelectuales venezolanos que, en la mejor tradición del humanismo moderno, albergó la ilusión de ser un homo universalis». Vargas Llosa diría de él que «como novelista, historiador, ensayista y periodista ha producido una obra muy vasta de creación y divulgación que ha tenido una enorme audiencia en todos los países de lengua española»​ y precisa que su novela Las Lanzas Coloradas «abrió la puerta para lo que sería luego el reconocimiento de la novela latinoamericana en todo el mundo».

Deja una respuesta

Your email address will not be published.